Usos alternativos de la pasta de dientes




Usos alternativos de la pasta de dientes

Q. 17/3/2015

Si crees que la pasta de dientes solo se utiliza para lavarse los dientes, aquí te presentamos diez usos del dentífrico que nunca imaginarías.

Pese al empleo habitual al que estamos acostumbrados de la pasta de dientes como limpiador de higiene bucal, son numerosos los usos que este producto tiene y que son desconocidos por muchos.

Por ejemplo, ¿sabías que aplicando un poco de pasta de dientes puedes abrillantar tus joyas o desempañar los cristales?

Estos son solo algunos de los beneficios que le puedes sacar a un producto que tenemos todos habitualmente en casa y que podrán sacarte de más de un aprieto. 

Quitar manchas de rotuladores

Acostumbrados están los que son padres a sufrir las temidas manchas de rotuladores y lápices que los más pequeños dejan en las paredes, como una magnífica solución está la pasta de dientes.

Para borrar la mancha debemos colocar una pequeña cantidad de pasta dental en el lugar afectado, frotar de manera suave con un trapo durante unos segundos y finalmente darle con un poco de agua tibia.

De esta sencilla forma conseguiremos que la mancha de rotulador desaparezca por completo. 

También podemos quitar otras manchas que encontramos en el hogar como las marcas que dejan los vasos y las botellas en los muebles o meses.

El procedimiento a seguir es igual al descrito anteriormente.

Combatir olores fuertes de las manos

Otro uso que podemos hacer del dentífrico es que podemos quitar esos olores fuertes que se quedan incrustados en las manos tras el uso de alimentos fuertes como cebolla, ajo, cilantro, pescado... 


Para quitar estos olores debemos lavarnos las manos echando un poco de pasta de dientes con agua, masajeamos unos minutos y enjuagamos; de esta sencilla forma desparecerán esos olores resistentes. 

Como uso alternativo a la pasta de dientes para quitar los olores fuertes de las manos se encuentra el té verde, una práctica también muy habitual.

Pulir joyas

Cuando creías que no podías volver a usar esas joyas que tienes guardadas en el cajón desde hacía años por su mal aspecto, ya que debido al paso del tiempo han ido perdiendo su color normal, la pasta de dientes puedes ayudarte a ponerle solución. 


Se trata de poner dentífrico en un cepillo suave, mojarlo y frotar en las joyas que queramos recuperar y posteriormente secar. Con ello conseguiremos el que nuestras joyas recuperan su aspecto normal y al mismo tiempo queden brillantes.

Eliminar arañazos de CDs


La pasta de dientes posibilita quitar esos arañazos que con el uso aparecen en CDs y DVDs, pero para que el resultado sea satisfactorio esos arañazos y manchas tienen que ser poco profundos. 


Para quitar estas imperfecciones superficiales tenemos que aplicar un poco de pasta de dientes en un algodón y frotar delicadamente desde el centro hacia los borde del CD o el DVD, después mojamos y secamos con un trapo suave, de forma que no pueda desgastar la superficie.

Limpiador de teclados

Para desinfectar y quedar relucientes nuestros teclados de ordenador debemos utilizar pasta de dientes, un uso poco habitual de este producto pero que resulta muy efectivo. 


Lo que tenemos que hacer es limpiar con un cepillo en el que ponemos una porción de dentífrico y un pelín de agua, sin abusar pues podemos tener consecuencias no deseadas, y restregar por toda la zona que queremos limpiar. 

Luego secaremos y nuestro teclado habrá quedado como nuevo.

Este uso también podemos trasladarlo a las teclas del piano, que con el paso del tiempo tienden a ponerse amarillentas. Para ello debemos seguir los mismos pasos como si se tratara de un teclado de ordenador.

Desempañar cristales

Por increíble que parezca la pasta de dientes es capaz de evitar que nuestros cristales se empañen, tanto de gafas como de espejos.

La solución es poner una pequeña cantidad de dentífrico en cada lente de las gafas, repartirlo por toda la superficie y luego enjugar bien. 


De esta forma conseguiremos que nuestras lentes queden relucientes.

Sí debemos evitar frotar con mucha fuerza, pues la pasta de dientes tiene componentes abrasivos que pueden rayar los cristales. 

Se trata de un truco apto tanto para gafas de visión como solares y también deportivas.

Fortalecer las uñas

Aplicando pasta de dientes en un cepillo de forma directa en nuestras uñas hará que obtengamos resultados increíbles.

El procedimiento es fácil y sencillo, con el cepillo en el que hemos aplicado la el dentífrico debemos frotar haciendo círculos y de manera suave tanto en la parte superior como en la inferior de nuestras uñas, se trata de dar unos pequeños masajes.

Con ello conseguiremos que nuestras manos luzcan bellas y brillantes, y al mismo tiempo lograremos que nuestras uñas permanezcan fuertes y resistentes.

Combatir quemaduras y picaduras leves


Este es un empleo que muchos conocemos pero que cometemos el error de creer que el uso de pasta de dientes puede combatir quemaduras y picaduras de gran tamaño, cuando esto no es realmente así; únicamente será efectivo si nos encontramos ante situaciones leves y de poca envergadura. 

Si estamos ante tal situación debemos aplicar un poco de pasta de dientes sobre la picadura o bien sobre la quemadura, con ello conseguiremos que la inflamación baje y al mismo tiempo calme la irritación

Limpiador de zapatos

Esas manchas que se nos resisten en el calzado son posibles quitarlas solo si utilizamos pasta de dientes. Si son zapatos de cuero desgastados o zapatillas de goma los resultados serán todavía más satisfactorios, al igual que si lo empleamos para limpiar alfombras. 


Para ello tenemos que aplicar el dentífrico directamente en la zona sucia o gastada, después frotamos con un cepillo y retiramos los restos con un trapo un poco húmedo. 

Una práctica que también nos puede servir para quitar rayones y restos de suciedad que podamos encontrar en accesorios como cinturones o carteras que sean de cuero. 


Para ello procederemos igual que si fuera un calzado.

Quitar manchas de la ropa

Las tan temidas manchas en la ropa que creemos que nunca van a salir pueden tener su solución si utilizamos pasta de dientes.

Lo primero que debemos tener en cuenta es que el dentífrico no puede contener blanqueadores, pues esto lo que hará es estropear la prenda.

Lo único que tenemos que hacer es aplicar pasta de dientes cubriendo bien la zona manchada, doblar la prenda y frotar con intensidad por ambos lados.

Finalmente enjuagaremos la ropa con agua caliente y la meteremos en la lavadora como lo haríamos habitualmente.

Al sacarlo veremos como la mancha ha desaparecido por completo.


HARTOS.ORG
Share on Google Plus

About CNA ALTERNEWS

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

La RED MINUTO A MINUTO